miércoles, 30 de mayo de 2012

A three years long spring...

Sí, otro año más me toca ponerme pastelosa... Llega ese día en que me viene especialmente a la cabeza el fin de semana en que cierto bicho que se hace llamar F. decidió incorporarse a mi vida de forma permanente (aunque sea únicamente una excusa para ver a mi gato, lo cual entiendo perfectamente XD). Llega ese día en que me siento especialmente afortunada por ello, por saber que puedo contar con él siempre. Llega ese día en que pienso que a veces la vida puede ser maravillosa dentro de lo injusta que es. Llega ese día en que no me importa si la prima de riesgo sube o si re-nacionalizan Bankia o si el IBEX cae a mínimos históricos porque tengo otras cosas más importantes en que pensar: que cumplimos un año más juntos; que, pasito a pasito, vamos escribiendo nuestra historia.

Como siempre, gracias por todo, vidita.

Y, bueno, sigo sin ser buena para hablar de sentimientos, y más porque este año se junta con el último día de mi vida universitaria como tal... Se acabó ir a clase cinco horas por la tarde... Se acabaron los trabajos en grupo... Se acabó el coger apuntes... Se acabo el ver a esos profesores que te encanta cómo explican y a aquellos que te cabrean simplemente al pensar en su nombre, y a aquellos que te arrancan alguna que otra carcajada... Y, creo, una parte de mí va a echar todo eso de menos... Sobre todo porque, a veces, encuentras compañerismo donde no lo esperas, quizás porque, en ocasiones, tú mismo te pasas tres pueblos de desconfiado...

En fin, como decía (y retomando el tema original de la entrada), sigo sin ser buena para hablar de sentimientos, así que hago como los años anteriores, colgar alguna canción que me encanta y que me sirve para aderezar el momento (y así vuelvo a coger práctica para retomar el reto de los "30 días, 30 canciones"... Casi podría decirse que lo mío van a ser 30 meses... XD).

Esta vez le toca el turno a Paul Piché, cantautor canadiense que compuso este tema del que llevo años enamorada, "Cette lettre":


Aquí os dejo, como siempre la letra:

Si je t'écris cette lettre
pour te dire, pour me commettre,
c'est que plus rien ne m'arrête,
plus rien ne me retient,
ni les longs jours ni les chagrins
qui seuls épouseraient l'amour
comme la pluie mes fenêtres.

Si cet aveu te gêne,
si cet aveu t'enchaîne,
si cet aveu te semble
les mots d'un étranger,
pardonne-lui cette lettre
que tu ouvriras demain;
pardonne aussi à sa main,
qui a pour seul courage
de poser sur la page
les mots,
des mots sans abri;
des mots
qui se sont posés dans ma vie.

Ni les longs jours ni les chagrins
qui seuls épouseraient l'amour
comme la pluie mes fenêtres;
comme il serait plus sage
de froisser cette page
et ces mots,
ces mots sans abri...
Je t'aime,
je t'aime,
voilà je te le dis.


Y aquí la traducción:

Si te escribo esta carta
para decirte, para comprometerme,
es que nada me detiene,
nada me retiene,
ni los largos día ni las penas
que solos se pegarían al amor
como la lluvia a mis ventanas.

Si esta confesión te molesta,
si esta confesión te encadena,
si esta confesión de parece
las letras de un extraño,
perdónale esta carta
que abrirás mañana;
perdona también a su mano,
que tiene por sí misma el valor
de poner sobre la página
las palabras,
palabras sin refugio;
palabras
que están posadas en mi vida.

Ni los largos días ni las penas
que solos se pegarían al amor
como la lluvia a mis ventanas;
así sería más prudente
arrugar esta página
y estas palabras,
estas palabras sin refugio...
Te amo,
te amo,
he aquí que te lo dije.

jueves, 24 de mayo de 2012

Después de la tormenta...

...Siempre llega la calma... O quizás no la calma, pero sí tormentas que pueden llegar a ser más agradables que las que se van...

Tras todos estos meses sin pasarme por aquí (y sin comentar apenas en vuestros blogs, aunque os he estado leyendo por el Reader), por fin vuelvo con las pilas cargadas.

El problema del que os hablé en la entrada anterior ya está solucionado favorablemente, después de este tiempo de incertidumbre, nervios y desgana, y se ha solucionado justo a tiempo, ya que ahora empiezo con la temporada de hacer exámenes y terminar trabajos XD

Tengo unas cuantas entradas en la recámara, bocetos de reflexiones en mi mente, así que poco a poco volveré a escribir, como hasta ahora, de lo que me apetezca en cada momento XD

Sólo añadir un GRACIAS enorme a unas cuantas personitas que formáis parte de mi vida y que de vez en cuando leéis este blog y comentáis por aquí... F., Míster, Piper... En serio, sois unos amores...

Así que nos vemos en la próxima entrada! Besos!!